900 10 21 46 | +34 976 20 50 50
Actualidad Hotel Sauce Zaragoza
IMG_5589 - copia

La noche del aguacero

La noche del aguacero, cuéntame dónde estuviste que no te mojaste el pelo.

Aquella noche llovió como si no fuera a existir un mañana. Fue una de esas tormentas que aparecen en las noticias y que dan trabajo al cuerpo de bomberos. La tromba de agua fue de tal magnitud que los huéspedes del ático bajaron aterrorizados por el estruendo del agua sobre el tejado. Fueron testigos de otra tormenta, la que tuvo lugar aquí mismo, frente a la recepción de Saucepolis. Esta tormenta, no tan literal pero aún más dramática, llevaba años fraguándose. La meteorológica surgió de la nada, de hecho había hecho una tarde esplendida. La casualidad quiso que ambas estallaran a la vez y que yo estuviera presente.

foto palestinos - copia

Reencuentro en el Hotel Sauce

Erika, nuestra recepcionista de tarde, se incorporaba al turno y repasaba las entradas para ese día cuando, de pronto, apareció entre las reservas un apellido familiar: Kokaly; cuatro habitaciones dobles.

La chispa de ese nombre encendió en ella el recuerdo de sus tiempos de periodista; aquellos viajes entre continentes para intentar, primero entender, luego explicar y transmitir, las pasmosas dificultades del ser humano para vivir en paz. Uno de esos viajes le llevó a alojarse durante un tiempo en una casa de Beit Sahour, Belén (Palestina), cuyo vecino y hermano del dueño, Samer Kokaly, se convirtió en un gran amigo. “¿Podría ser esta su familia…?”

IMG_5111 - copia

2108: Odisea en Saucepolis

Acabo de aterrizar en el cosmopuerto de Zaragoza, la ciudad en la que nací hace ciento treinta años. Son muchos los recuerdos que se arremolinan en mi cabeza, pero no es conveniente permanecer demasiado tiempo a la intemperie en estos tiempos en la Tierra, así que abandono la terminal y tomo el primer aerotaxi de la fila. Inserto la dirección y el piloto automático establece la ruta mientras el aparato se eleva lentamente.

sugerencias de verano13

Sugerencias para una noche de verano

La noche de Zaragoza no descansa en verano. Cuando el sol cae y el calor remite las calles de la ciudad cobran vida. El ambiente nocturno de Zaragoza es espectacular en esta época del año, y hay un pequeño rincón en pleno casco viejo que no hay que perderse bajo ningún concepto.

Justo en el centro del casco viejo, a un paso de las mejores zonas de tapas y copas se encuentra Mi Habitación favorita, la cafetería del Hotel Sauce. Hemos adaptado nuestra carta para hacerla mucho más refrescante durante estos meses. Dejadnos que os hagamos unas cuantas sugerencias para una noche de verano en Zaragoza.